La Jornada mundial de la Juventud ya está en marcha. El Papa ya está en Brasil.

Pidamos por los frutos de este encuentro.