Santos, apóstoles y unidos 70 años después

Solo puedo dar gracias a Dios por este Camino de Santiago. Una vez más, el Señor nos devuelve el ciento por uno.


Nos desmonta todos los planes y espectativas que tenemos en mente, para regalarnos cosas infinitamente mejores.

Ha sido duro, hemos tenido imprevistos, tropiezos, algunas lesiones y sobre todo mucho dolor de pies, pero todo aquello ha quedado eclipsado por la oración, el sacrificio y la entrega de todos y cada uno de los jóvenes peregrinos, dejándome ver, una vez más, al mismo Cristo en el corazón de mis hermanos.

Gracias también a Dios por esta gran familia que es la comunidad de Cursillos de Cristiandad. Qué fácil y qué sencillo es todo cuando te apoya y te sostiene la oración de tantisima gente buena entregada al Señor.

Hoy más orgulloso que nunca, y con la fuerza con que resonó por todo Santiago a nuestra llegada: IGLESIA SOY YO!!

Carlos Poggio

Para mí el camino de Santiago ha sido la oportunidad perfecta para recordar una y otra vez en cada conversación con alguna persona, la Misericordia que el Señor ha tenido para conmigo; no podía callarme y quedarme todo esto para mí, necesitaba compartirlo y así fue, cada día era la oportunidad perfecta para ello. También fue un camino donde me encontré mucho con mi debilidad; pero el señor una vez más me tiró de las orejas y me dejó claro que me ama a pesar de ello; que tengo que aprender a amar esa debilidad y a amarme a mí misma para poder amar y querer mejor a los demás; no con un amor que venga de mí si no con un amor que venga del Señor; un amor libre, sincero, que no espera nada cambio y que no tiene condiciones, un amor que perdona y que no es egoísta!

De nuevo salgo con la certeza de que esto es real; que como vivimos estos momentos es como somos nosotros realmente, sin máscaras, sin miedos, sin vergüenza, reales; porque el señor lo hace posible.

Quiero guardar todo esto vivido en mi corazón, para que cuando me tambalee y sienta que no pueda, rememorar y volver a estos momentos, recordar que es verdad y que nadie nos puede quitar esto.

De colores

Paola Suárez

2018-08-01T09:54:44+00:00

Leave A Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

X